Amavir, nueva denominación comercial de la integración entre Adavir y Amma

Se ha buscado una identidad corporativa que represente los valores de ambas marcas y en la que todos sus usuarios y trabajadores se sientan identificados

12 Mayo, 2017

El Consejo de Administración de Adavir y Amma ha aprobado la nueva denominación comercial (Amavir) y el nuevo logotipo con el que operará a partir de ahora la sociedad resultante de la integración de ambas compañías.

Tras la adquisición, el pasado mes de noviembre, del 100% del capital social de Amma por parte del grupo francés Maisons de Famille (empresa que ya contaba con el 57,5% de Adavir desde el año 2013), se ha venido trabajando en la integración de ambas empresas, tanto a nivel societario como en cuanto a equipos y protocolos de trabajo.

Además de la denominación, se ha formalizado ya el nuevo organigrama de la compañía, con Philippe Tapié como Presidente, Patrick Arrosteguy como Consejero Delegado y Lourdes Rivera como Directora General Adjunta. Se han unificado también los equipos de ambas sedes sociales, buscando la integración de todos los profesionales de Adavir y Amma.

Durante este año 2017 se está trabajando asimismo en la integración de los protocolos de trabajo, bajo la premisa de adoptar las mejores prácticas que se aplican en cada una de las dos empresas y seguir mejorando así la calidad de la atención que se presta a sus usuarios.

La integración de Adavir y Amma ha dado como resultado el nacimiento de una de las principales compañías del sector en España, con un total de 43 residencias en 7 Comunidades Autónomas (Madrid, Cataluña, Navarra, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Murcia y Canarias), casi 8.000 plazas y 4.300 trabajadores. Las dos compañías facturaron en 2016 de forma conjunta 150,18 millones de euros, con un EBITDA de 27,6 millones.

IMAGEN DE INTEGRACIÓN

La premisa de integración ha guiado también la elección del nuevo nombre y de la nueva imagen comercial, buscando respetar la identidad de las dos empresas y el valor de sus marcas, consolidadas en el sector, y con el objetivo de que todos los que viven y trabajan en las residencias se sientan representados.

La denominación Amavir es la unión natural de los dos nombres de Amma y Adavir y además responde también desde el punto de vista de identificación semántica con los dos objetivos principales que guían la actuación de la compañía y de todos sus profesionales: Amar (cariño, atención, respeto…) y Vivir (mejorar la calidad de vida de sus usuarios). Con respecto al logotipo, se han integrado igualmente la flor de Amma y la tipografía y color corporativo de Adavir.

Tras la aprobación del nuevo nombre e imagen, la compañía trabaja en la actualidad en la actualización y unificación de sus herramientas de comunicación, como página web y redes sociales, así como de su incorporación progresiva en los centros.